Suecia aprueba la ley en la que el sexo sin consentimiento será violación

 

La nueva ley aprobada corrige que la violación se ciña a la existencia de violencia, amenazas o aprovechamiento de la indefensión e introduce la figura de penal de la “violación negligente”

Manifestación en Madrid tras la sentencia de La Manada (Gabriel Bouys / AFP)

Cristina Sen – BCN – 25/05/2018 La Vanguardia

Tmas relacionadoEste 1 de julio entrará en vigor la nueva ley sueca que establece que cualquier acto sexual sin un consentimiento explícito será considerado violación.

Suecia se suma así a los nueve países europeos que ya han trasladado a sus respectivas legislaciones lo que recoge el convenio de Estambul, firmado por 20 estados miembros de la Unión Europea en el año 2011.

Suecia se suma así a los nueve países europeos que ya han trasladado a sus respectivas legislaciones lo que recoge el convenio de Estambul

En el apartado referido a la violencia sexual, el convenio de Estambul deja claro que “el consentimiento debe prestarse voluntariamente como manifestación de libre arbitrio de la persona considerado en el contexto de las condiciones circundantes”.

La nueva ley aprobada por el Parlamento sueco este miércoles corrige así que la violación se ciña a la existencia de violencia, amenazas o aprovechamiento de la indefensión. También se introduce la figura de penal de la “violación negligente”, entendiendo que se penará a quienes deberían de saber que su actuación no es consentida (por ejemplo, a una o un menor que pueda parecer mayor, a alguien que está bajo los efectos del alcohol…).

Suecia se suma así a los países que como Reino Unido (Inglaterra, Gales, Escocia, Irlanda del Norte, Bélgica, Alemania, Islandia, Chipre, Irlanda y Luxemburgo han trasladado a sus legislaciones el Convenio de Estambul.

Tras la polémica por la sen­tencia de La Manada, en España también se ha abierto el debate ­sobre la necesidad de abordar cambios legales. Encarna Bodelón, profesora de Filosofía del De­recho (UAB) y directora del grupo de investigación Antígona, con­sidera que debe dejar de hacerse distinciones entre abuso y agresión. Una agresión es sexo no consentido, señala, y a partir de aquí se deberían establecer gradaciones en función de la violencia en sus diversos conceptos.

La ley sueca, al margen del detalle de su articulado, comenta, envía un mensaje social importante al basarse en el consentimiento. El derecho penal, subraya, ha de tener una función preventiva y es hacia donde avanza esta legislación.

En cuanto a las hipotéticas dificultades para poder demostrar si ha habido violación, Encarna Bodelón recuerda que hay muchos delitos que están basados en el testimonio de una persona –por ejemplo, los robos–. De la mano de la reforma legal pendiente sobre la violencia sexual, considera que deben llegar también políticas públicas que faciliten un debate social más allá de los cambios que introducir en el Código Penal.

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out /  Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out /  Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out /  Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out /  Canvia )

w

S'està connectant a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.